El Parque Botánico-Orquidario de Estepona acoge estos días la floración de más de una treintena de nuevas especies

El Parque Botánico-Orquidario acoge estos días la floración de más de una treintena de nuevas especies de orquídeas. La aparición de estos ejemplares se suma a las más de 150 especies que ya se encontraban en flor.
Según ha declarado el director del Parque Botánico-Orquidario, Manuel Lucas, las condiciones ambientales de las instalaciones, así como los cuidados pormenorizados que se les ofrece a estas plantas, hacen que las orquídeas tropicales tengan “una pequeña explosión de floraciones” durante el invierno.
Así, es en esta estación del año cuando ven la luz orquídeas tan especiales como la Phalaenopsis gigantea, también conocida como ‘Oreja de Elefante’, calificada como especie rara y que cuenta con unas hojas de gran tamaño que le hacen singular por sus formas. También en breve, la Coelogyne rochusenii ofrecerá sus inflorescencias colgantes de gran aroma, que forman una bella cortina de color marfil.
Asimismo, estos días el Orquidario vivirá un nacimiento especial, se trata de la ‘Bulbophyllum arfakianum x grandiflorum’, que fue adquirida hace cuatro años y que florecerá por primera vez este invierno. Sus flores son de gran tamaño y su forma recuerda a una especie de ‘pirulí’ horizontal salpicado de manchas de color granate, que luego se abre formando un embudo. Es una ejemplar extraño y original.
Además, están las especies que acaban de florecer, como la ‘Phalaenopsis venosa’ que muestra una floración abundante y duradera que podrá observarse durante varios meses. Esta especie tiene la peculiaridad de exhalar una fragancia que nos recuerda al bacon ahumado. También estas instalaciones albergan bellas ‘Schomburgkia’, que tienen pétalos retorcidos y ensortijados que dan a la flor un aspecto alienígena, y la ‘Cattleya percivaliana’, cuyas flores pueden llegar a medir hasta 30 centímetros.
Entre ellas se encuentra también, la elegante ‘Bulbophyllum mirum’ cuya flor se asemeja a unos pequeños zuecos puntiagudos de color granate con una bigoteras de color blanco.

Manuel Lucas ha señalado que, al estar en una época excepcional para la floración, visitar el Parque Botánico-Orquidario de Estepona supone un privilegio para el visitante, que podrá disfrutar de la originalidad, el exotismo y la rareza de estas especies. El experto en botánica ha comentado que “muchas son difíciles de encontrar en el continente europeo por ser originarias de climas tropicales y precisar de una serie de cuidados botánicos muy especializados”.
Por estas razones, el Parque Botánico-Orquidario de Estepona se ha consolidado como uno de los más importantes de Europa, convirtiéndose en un foco de atracción para visitantes y turistas interesados en la botánica y en la singularidad de especies que resultan especialmente raras en estas latitudes.
Además, este equipamiento está en constante transformación, por lo que cada uno de sus rincones se va adaptando a las necesidades de las especies que alberga. Cuenta con más de 3.000 especies distintas de plantas, de las que más de 1.500 son orquídeas, y se ha convertido en una de las instalaciones más visitadas de la ciudad.

Prev El Ayuntamiento crea nuevos espacios deportivos en la playa de La Rada
Next El Orquidario de Estepona consigue tras siete años de cuidados que florezca un ejemplar de la singular orquídea conocida como ‘La amante de las hormigas’

Leave a comment